MONEDAS

Cómo invertir en monedas digitales: guía práctica para principiantes en diciembre

Elementos para informarte, elegir y gestionar tus monedas con criterio.
martes, 28 de noviembre de 2023 · 09:36

Las monedas digitales ofrecen varias ventajas a los inversores, como la posibilidad de acceder a un mercado global, diversificar su cartera, protegerse de la inflación y la devaluación, y aprovechar la innovación y el potencial de crecimiento de este sector. Sin embargo, también implican algunos riesgos, como la volatilidad, la falta de regulación, el fraude, el robo y la pérdida de acceso. Si quieres invertir en monedas digitales, debes seguir estos pasos:

Informarte sobre el funcionamiento y los riesgos de las monedas digitales

Antes de invertir en cualquier activo, es importante que te informes sobre su funcionamiento, sus características, sus ventajas y sus desventajas. En el caso de las monedas digitales, debes entender cómo funciona la tecnología de la cadena de bloques, qué son las billeteras digitales, los exchanges, los mineros, los nodos y los protocolos, y cómo se determina el precio y la oferta de cada moneda.

También debes estar al tanto de los riesgos que conlleva invertir en monedas digitales, como la alta volatilidad, la falta de regulación, el fraude, el robo y la pérdida de acceso. Para ello, puedes consultar fuentes confiables de información, como sitios web especializados, blogs, podcasts, libros, cursos y tutoriales .

Elegir una o varias monedas digitales para invertir

  1. Una vez que tengas una idea clara de lo que son las monedas digitales y cómo funcionan, debes elegir una o varias monedas para invertir. Para ello, debes analizar el mercado, la competencia, el equipo, el proyecto, la adopción, la liquidez y el rendimiento de cada moneda.
  2. No todas las monedas digitales son iguales, ni tienen el mismo potencial de crecimiento o de riesgo. Algunas monedas son más estables y consolidadas, como el bitcoin, que es la primera y la más grande de todas, con una capitalización de mercado de más de 1 billón de dólares. Otras monedas son más innovadoras y disruptivas, como el ethereum, que es la segunda más grande, y que permite crear aplicaciones descentralizadas (dapps) y contratos inteligentes (smart contracts) en su plataforma.
  3. Debes elegir las monedas que se ajusten a tu perfil de inversor, a tu nivel de riesgo, a tu horizonte temporal y a tus objetivos. No debes invertir en una moneda solo porque esté de moda, o porque alguien te la recomiende, sino porque hayas hecho tu propia investigación y análisis.

Abrir una cuenta en una plataforma de exchange o broker

  1. Para poder comprar y vender monedas digitales, debes abrir una cuenta en una plataforma de exchange o broker que te permita hacerlo. Un exchange es una plataforma que te permite intercambiar monedas digitales entre sí, o por otras divisas, como el dólar o el euro. Un broker es una plataforma que te permite comprar y vender monedas digitales a través de contratos por diferencia (CFD), que son instrumentos financieros derivados que replican el precio de las monedas, pero sin que las poseas realmente.
  2. Ambas opciones tienen sus pros y sus contras. Los exchanges te dan más control y autonomía sobre tus monedas, pero también te exponen a más riesgos, como el robo, el hackeo o la quiebra de la plataforma. Los brokers te ofrecen más seguridad y facilidad, pero también te cobran más comisiones y te limitan las opciones de retiro y depósito.
  3. Para abrir una cuenta en una plataforma de exchange o broker, debes registrarte con tus datos personales, verificar tu identidad, elegir un método de pago y depositar fondos. Debes elegir una plataforma que sea confiable, segura, regulada y que ofrezca las monedas que quieres invertir.

Seguir y gestionar tu inversión

Finalmente, debes seguir y gestionar tu inversión en monedas digitales, monitoreando el rendimiento, el precio, el volumen, la capitalización y las noticias de cada moneda. Para ello, puedes utilizar herramientas, que te ofrecen información actualizada y gráficos sobre el mercado de las monedas digitales.

También debes establecer una estrategia de inversión, que defina tus objetivos, tu horizonte temporal, tu nivel de riesgo y tu plan de acción. Debes decidir si quieres invertir a largo plazo, manteniendo tus monedas durante meses o años, esperando que aumenten su valor, o si quieres invertir a corto plazo, aprovechando las oportunidades de compra y venta que ofrece el mercado. También debes decidir si quieres diversificar tu cartera, invirtiendo en varias monedas, o si quieres concentrarte en una o pocas monedas. Y debes decidir si quieres reinvertir tus ganancias, o si quieres retirarlas y disfrutarlas.

Invertir en monedas digitales puede ser una oportunidad de obtener beneficios y de participar en el futuro de la economía digital. Sin embargo, también requiere de conocimiento, precaución y responsabilidad. Si sigues estos pasos, podrás iniciar tu camino como inversor en monedas digitales de forma práctica y segura. ¡Buena suerte!

Comentarios